¡Holaaaaaa!

No pensaba publicar un post sobre esta manualidad, pero el otro día publique en stories de mi instagram el llavero que hicimos para la mochila de Martina y me preguntaron tantas por él sobre como lo había hecho y dónde había comprado los materiales, que he decidido hacer un post para contároslo todo, por que no puede ser más fácil y resultón.

Los llaveros podéis encontrarlos en la tienda Tiger. En casa somos muy fans de esta tienda (en Valencia, que yo sepa, hay una al lado de la Plaza del Ayuntamiento y otra nueva en el Centro Comercial Arena). En el paquete hay 3 llaveros por ¡1€! y hay 2 modelos diferentes: en forma de corazón y redondos. Nosotras elegimos en forma de corazón porque a Martina le gustaron más, y además, como vienen 3, me parece una idea genial para hacer un regalito a mamá, papá, abuelos, tíos o amiguitos hecho con sus propias manitas.

¿Qué necesitamos?

  • Un folio o mejor una cartulina para que no se transparente por la parte de atrás
  • Unas tijeras
  • Un lápiz
  • Colores

¿Como lo hacemos?

  • Es tan fácil como calcar el corazón pequeño, que lo pinten a su gusto y/o poner una foto, recortarlo y ponerlo.
  • El resultado como véis es genial. Nosotras lo hemos puesto en la mochila con la foto del año pasado que le hicieron en el cole. Que por cierto, en esa foto la recogí del cole con fiebre y ¡escarlatina!. Pobrecita mía, que malita se puso y como se nota que no estaba bien en la foto. Aún así quise quedármela para el recuerdo de su primer año de uniforme de bonito.

Os dejo con las fotos de cómo lo hemos hecho para que podáis fijaros bien:

¿Qué os ha parecido? Os animáis a hacerlo con vuestros hijos y enseñarnos el resultado. Me consta que algunas de las que me preguntaron por Instagram ya lo han hecho y les ha quedado genial.

Por cierto, si todavía no me seguís por Instagram, podeís hacerlo aquí. Por allí publico muchísimas fotos de nuestros lugares favoritos, moda infantil, chollos y todo lo que encuentro que os pueda interesar y que de normal no publico por el blog o las RRSS.

¡Cuéntame qué piensas!